SEDIA STERCORARIA

¿Conoces este extraño ritual?

LIBRETO

LOCUTOR Una silla especial para los papas de Roma.

LOCUTORA Una silla con un agujero al centro que todavía puede verse en los museos del Vaticano.

LOCUTOR La “sedia stercoraria”.

LOCUTORA Sedia stercoraria. ¿Para qué se utilizaba esta misteriosa silla?

CONTROL CAMPANAS VATICANO

VOZ ¡Habemus papam!

LOCUTOR Según numerosos escritos, la “sedia stercoraria” se utilizaba después del cónclave, una vez elegido el nuevo Papa…

LOCUTORA … y su función era determinar la masculinidad del flamante pontífice.

VOZ ¡Testiculos habet!

LOCUTORA Un diácono introducía la mano derecha bajo la silla donde se hallaba sentado el papa y palpaba los genitales pontificios.

VOZ ¡Habet duos et bene pendentes!

LOCUTOR ¡Tiene dos y cuelgan bien!

TODOS ¡Deo gratias!

LOCUTORA Si todo estaba en su sitio, si quedaba comprobada su masculinidad, el Sumo Pontífice recibía la bendición de los cardenales y comenzaba la liturgia de coronación.

CONTROL MÚSICA GREGORIANA

LOCUTOR ¿De dónde nace este extraño ritual?

CHICA Me llamo Juana. He estudiado medicina y viajaré a Roma.

LOCUTORA A mediados del siglo nueve, una mujer de origen inglés y de nombre Juana Anglicus, se hizo famosa en Roma por sus conocimientos médicos.

LOCUTOR Como los estudios estaban reservados a los varones, Juana se cortó el pelo, se vistió como hombre y se hizo llamar…

CHICA Juan Anglicus, ése es mi nombre. Juan Anglicus.

AYUDANTE Pase por aquí, doctor. El papa lo está esperando.

LOCUTOR El médico “Juan”, conocedor de todas las hierbas, se hizo muy querido en la ciudad de Roma. Hasta el papa León Cuarto lo mandó a llamar para curar su mal de gota.

CHICA No puede seguir comiendo tanta carne, su Santidad. Con esta dieta va a mejorar, ya verá que sí.

PAPA Juan, tú serás mi secretario particular de por vida.

LOCUTORA De secretario pasó a cardenal.

LOCUTOR Y cuando León Cuarto murió, Juana, la que se hacía llamar Juan, fue elegida Papa por votación unánime.

VOZ ¡Habemus papam!

LOCUTORA No era papa, sino papisa. La papisa Juana.

LOCUTOR Dicen que fue el mejor papa que se recuerda en Roma. Que se preocupó por los pobres.

LOCUTORA Que estableció un sistema eficaz de salud en toda la ciudad.

LOCUTOR Que abrió escuelas para las mujeres.

EFECTO PROCESIÓN

LOCUTORA También dicen que la identidad sexual de la papisa fue descubierta en una procesión por las calles de Roma.

LOCUTOR Juana estaba embarazada, le llegaron los dolores, cayó al suelo y ahí murió, delante de la multitud, por las complicaciones del parto.

CONTROL MÚSICA DRAMÁTICA

LOCUTORA Sobre la papisa Juana no existe documentación porque todos los papeles de sus años de Pontificado fueron quemados.

LOCUTOR La papisa fue borrada de la historia oficial en el Vaticano. Nunca existió.

LOCUTORA Pero, por si acaso, para que nunca vuelva a existir…

LOCUTOR … se inventó la “sedia stercoraria”,

LOCUTORA … la silla de los testículos.

VOZ ¡Habet duos et bene pendentes!

TODOS ¡Deo gratias!

LOCUTOR Dicen que el papa Adriano Sexto eliminó esta costumbre en el siglo 16.

LOCUTORA Otros dicen que todo es mentira, que nunca le palparon los genitales a ningún papa.

LOCUTOR Dicen que dicen…

LOCUTORA Pero lo cierto es que, como ya nadie se sienta en dicha silla, tal vez pueda repetirse la historia de Juana.

LOCUTOR Tal vez una mujer se cuele entre los cardenales…

LOCUTORA … y por un maravilloso error, aparezca una papisa en vez de un papa.

LOCUTOR Una papisa que cambie el rumbo monárquico y machista del Vaticano.

 

BIBLIOGRAFÍA

  • Recomendamos la película “La Pontífice” del director alemán Sönke Wortmann (2009). Y el libro en el que se basa “La Papisa”, de la historiadora Donna W.Cross.
  • EL RITUAL DEL SANCTUS SANCTORUM
  • Imagen de: Wikipedia.
SEDIA STERCORARIA

4 comentarios sobre «SEDIA STERCORARIA»

  1. Interesante artículo, ya mi hija me había comentado sobre éste asunto y, creo que cómo un evento histórico pudo en algún momento haber acontecido.

  2. Esta anecdótica historia me recuerda otra de la antigua Roma, en la que los varoniles testículos también tienen protagonismo: Se dice que en el senado romano cuando los honorables, entregaban un testimonio se apretaban los testículos con la mano derecha para demostrar la veracidad de sus palabras. De allí la palabra «testificar»

    Jose Enrique, IQUIQUE – CHILE.

  3. Muy sui géneris, con todo me impresiona y me motiva a la crítica, la «silla» detecta si tiene los «dos» bien puestos, modernamente se podrían aplicar los chips y todas esa vainas electrónicas a la misma silla para detectar a quienes tiene inclinaciones homosexuales. ¿Por qué no?

    Gonzalo Céspedes M., SAN IGANCIO DE VELASCO – SANTA CRUZ- BOLIVIA.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.