ESTÁS BUENÍSIMA, MAMITA…

El acoso es un chantaje sexual, un abuso de poder sobre las personas que tienen menos poder.

EFECTO TECLEADO DE COMPUTADORA

MUCHACHA (NERVIOSA) ¿Me puede dejar en paz, por favor?

HOMBRE Yo tengo relaciones en esta empresa. Si sales conmigo te puede ir muy bien. Eres tontita… pero estás “buenísima”. (RISAS)

CONTROL RÁFAGA SUSPENSO

LOCUTORA La escena se repite una y otra vez. En el trabajo, en la escuela, en el club. Donde haya un hombre y una mujer, el acoso sexual es la norma.

LOCUTOR No sólo es el jefe, como sucede en la mayoría de casos. También acosa un compañero de trabajo, un compañero de estudios, el maestro, hasta el guardia de seguridad.

HOMBRE Exageran. Las mujeres exageran. Si les das unas palmadas, es acoso. Si les invitas a comer, creen que vas a comerlas. Pero les gusta. Claro que les gusta. ¡Ay, mamacita!… (SUSPIRA)

LOCUTORA ¿Dónde termina un piropo y empieza el acoso? A algunas mujeres les parece normal, tanto como la picadura de un mosquito en el verano.

CHICA 1 (FRÍVOLA) Ellos son así, no les hagan caso. Además, ¿a quién no le alegra una coquetería varonil?

LOCUTOR Hasta hace una década, no se reconocía el acoso sexual. Actualmente, es un serio problema laboral.

LOCUTORA Se trata de un chantaje, de un abuso de poder sobre las personas que tienen menos poder.

LOCUTOR Y las mujeres se encuentran en posiciones más vulnerables e inseguras. Han sido educadas por la sociedad para aceptar y soportar en silencio.

MUCHACHA Tengo rabia, me siento impotente. En cualquier momento llega mi jefe y empieza con sus exigencias. Es tan humillante. ¿Tendré que renunciar?

CONTROL MÚSICA DRAMÁTICA

LOCUTOR Las mujeres se sienten desprotegidas ante el acoso sexual. Pocas veces sus denuncias tienen éxito y el acosador generalmente sale libre y envalentonado.

MUCHACHA Solo quiero que me deje trabajar y no me moleste. ¿Es que no entiende?

LOCUTOR En el último decenio muchos países han aprobado leyes sobre el acoso y han adoptado medidas para proteger a las mujeres en el trabajo.

LOCUTORA En la India, un Tribunal Supremo decidió que todas las instituciones con más de 50 empleados deben establecer una política contra el acoso sexual y un comité de denuncias presidido por una mujer.

LOCUTOR La Unión Europea incorporó una definición jurídica del acoso en su directiva sobre igualdad de hombres y mujeres en el trabajo. Y desde el 2002, todos los Estados miembros tienen cinco años de plazo para convertirla en ley nacional.

LOCUTORA Y en América Latina ya son 7 países que han agregado una sentencia específica contra el acoso dentro de sus leyes sobre violencia sexual.

EFECTO TECLADO COMPUTADORA

HOMBRE (LIBIDINOSO) Si sales conmigo te puede ir muy bien… Estás “buenísima”, mamita…

MUCHACHA (PÍCARA) Un momentito, señor.

EFECTO MARCADOR TELÉFONO

MUCHACHA Aló… ¿Inspectoría de trabajo? Tengo aquí un caso “buenísimo” para ustedes…

CONTROL MÚSICA DE CIERRE

LOCUTORA Ciudadanas con plenos derechos. Un mensaje por el Día Internacional de la Mujer con el apoyo de UNESCO.

INTERACTÍVATE
Recibe denuncias al aire y tramítalas telefónicamente ante la inspectoría de trabajo.

BIBLIOGRAFÍA
http://www.nodo50.org/mujeresred/acoso.htm

ESTÁS BUENÍSIMA, MAMITA…

Un comentario sobre «ESTÁS BUENÍSIMA, MAMITA…»

  1. Una de las características de la presión laboral, nacida del capitalismo degradante que nos aqueja es el hecho de que muchas mujeres, para poder acceder a un puesto de trabajo tienen que, además de tener buena presencia física, y saben a que me refiero, apelar a cierta dosis de coquetería con el presunto empleador, quien, de ser hombre, tiene luego motivos para empezar el acoso. El dinero juego un papel importante. Lo mismo el poder que ejerce «el jefe». Es un círculo vicioso que lenta pero inexorablemente se tiene que ir rompiendo. Continúen con su labor.

    Ignacio Vargas, BUCARAMANGA COLOMBIA.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.