SE LLAMA DISPAREUNIA

Lo que debería ser placentero, se vuelve una tortura para la mujer.

LOCUTOR A continuación, nuestro habitual espacio “El consultorio sexual de la doctora Miralles”.

CONTROL CARACTERÍSTICA CONSULTORIO

DOCTORA Amigas y amigos, ¿qué tal? ¿Cómo están? Les cuento que el tema de nuestro anterior programa, el vaginismo, ha provocado un montón de llamadas y correos. Tantas, que hoy vamos a tratar otro tema que es primo hermano del vaginismo… Escuchen…

CONTROLSICA ROMÁNTICA

MUJER 2 Es que me duele mucho… me quema…

HOMBRE 1 Es fuego de amor, mi negrita linda…

MUJER 2 No, es fuego de que me arde… me duele mucho…

HOMBRE 1 Antes no te dolía…

MUJER 2 Y antes tú no entrabas sin tocar la puerta…

CONTROLSICA DE TRANSICIÓN

DOCTORA Dispareunia. Dolor en la relación, en el acto sexual. Dispareunia. Dolor durante la penetración. Lo que debería ser placentero, se vuelve una tortura para la mujer. Una molestia insoportable.

EFECTO TELÉFONO

DOCTORA ¿Sí, aló, quién llama?

MUJER 1 Una de las dolorosas, doctora…

DOCTORA A ver, cuéntame qué sientes…

MUJER 1 Una quemazón, doctora… A veces, como unas punzadas al fondo… como si fuera un dolor de ovarios…

DOCTORA ¿Qué edad tienes tú?

MUJER 1 25 años, doctora…

DOCTORA Eres muy joven… No deberías sentir eso… Entonces, lo primero es que vayas a una ginecóloga para descartar infecciones o inflamaciones… Por ejemplo, a las mujeres con endometriosis les suele doler mucho al tener sexo. ¿Tú tomas algún anticonceptivo?

MUJER 1 Sí, doctora, mis pildoritas…

DOCTORA A veces, el dolor puede ser una reacción alérgica a algún anticonceptivo… Así que, lo primero, un buen chequeo.

EFECTO TELÉFONO

DOCTORA Otra llamada… ¿Aló?

MUJER 2 Doctora Miralles, a mí lo que me pasa es que mi marido se deja llevar por la emoción, se apresura…

DOCTORA Otro que quiere entrar sin tocar antes la puerta… Y claro, con esas prisas, no te da tiempo de lubricarte…

MUJER 2 Además, doctora, Dios le dio una cosa muy grande…

DOCTORA Bueno, brusco y con pene grande es la peor combinación posible…

MUJER 2 ¿Y qué hago yo, doctora?

DOCTORA Primero, relajarlo a él. Y segundo, cambiar de postura tú. Como sabes, cuanto más arriba se encuentran las rodillas de la mujer, más profunda será la penetración del hombre. Entonces, prueben otras posiciones donde el pene no entre hasta el fondo. Por ejemplo, de ladito. O todavía mejor, tú encima de él, para que tengas el control del ritmo y de la profundidad.

EFECTO TELÉFONO

MUJER 3 Doctora, yo ya doblé la curva de los 50… Pero como dicen que la gallina vieja da buen caldo…

DOCTORA Y está muy bien que mantengas una vida sexual normal… La edad no importa cuando hay ganas y hay amor…

MUJER 3 Sí, doctora, pero me duele… me irrita mucho…

DOCTORA Claro, en la etapa de la menopausia la disminución de hormonas provoca esa sequedad vaginal… La puerta está abierta, pero chirría… le falta aceite…

MUJER 3 ¿Y cómo se aceita la puerta, doctora?

DOCTORA Bueno, hay unos lubricantes especiales que te pueden ayudar, unas cremitas que te humedecen… (MEDIA VOZ) Así será placentero para ti y para tu viejito…

MUJER 3 Gracias, doctora, ahora mismo voy a la farmacia… porque creo que esta noche tenemos ñaca ñaca… (CUELGA)

DOCTORA (SE RÍE) Ahora, una palabra para los varones. Porque también existe la dispareunia masculina. Es menos frecuente, pero existe. Por ejemplo, algunos hombres pueden tener el frenillo del pene muy corto. O el prepucio muy cerrado, la conocida fimosis. La solución es muy sencilla, un cortecito y listo. También puede haber una infección de próstata o de otro órgano…

EFECTO TELEFONO

HOMBRE 2 ¿Doctora Miralles?

DOCTORA ¿Sí, dígame? ¿Cuáles son sus síntomas?

HOMBRE 2 No, doctora, yo llamo para agradecerle por el nombrecito.

DOCTORA ¿Cómo por el nombrecito?

HOMBRE 2 Ese, “dispareunia”. Es que tengo una nietecita recién nacida y les voy a sugerir el nombre… Dispareunia… Nadie en el barrio se llama así… ¡Gracias, doctora!

DOCTORA Pero, señor, cómo le va a poner a una niña… ¿Aló?… ¿Aló?… Pues ya la debe estar bautizando… En fin, me despido de las dolorosas y los dolorosos… y en especial de Dispareunia, la recién nacida… ¡Adiós, hasta la próxima!

SE LLAMA DISPAREUNIA

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Conoce cómo se procesan los datos de tus comentarios.