UNA MUJER CON MUCHA ENAGUA (1)

Ramona, comandanta del Ejército Zapatista de Liberación Nacional.

Segunda parte (Segunda parte) MERCADO

CHICA Pulseras, pulseras… Compre señorita… llévese a la Comandanta Ramona…

NARRADOR En el Zócalo, en el mero centro de la capital mexicana, una jovencita ofrece muñecos con la figura del subcomandante Marcos y muñecas como Ramona.

CHICA ¡Aquí tiene Ramona a caballo!… ¡Aquí está Ramona con su rifle! ¡Aquí la Comandanta Ramona con su huipil de San Andrés!

NARRADOR Y dice con los ojos centellantes…

CHICA ¡Ella estuvo aquí!

CONTROL GOLPE MUSICAL

NARRADOR La Comandanta Ramona, indígena tzotzil, dirigenta del Ejército Zapatista de Liberación Nacional y del Comité Clandestino Revolucionario Indígena, nació en San Andrés, Chiapas, en 1959. Desde niña trabajó bordando, como la mayoría de las mujeres de su pueblo.

RAMONA Tres años para bordar una blusa. Y cuando bajábamos a San Cristóbal, nos pagaban una miseria. Salí de mi comunidad por la pura pobreza. Ahí conocí a los compañeros.

CONTROL MARCHA EZLN

NARRADOR EL Ejército Zapatista comenzó su lucha en 1983 en Chiapas, uno de los estados más pobres de México. El 1 de enero de 1994 apareció en la escena pública, tras la firma del Tratado de Libre Comercio con los Estados Unidos y Canadá.

EFECTO MANIFESTACIÓN

PERIODISTA Miles de indígenas han tomado las poblaciones de San Cristóbal de las Casas, Altamirano, Las Margaritas, Ocosingo, Oxchuc, Huixtán y Chanal en Chiapas. Se oponen al TLC y están llamando a los mexicanos a deponer al presidente Salinas de Gortari.

VARIOS ¡Hoy decimos BASTA!

NARRADOR Bajo el lema Ya Basta, publicaron la Primera Declaración de la Selva Lacandona. Y luego de difíciles negociaciones con el gobierno, firmaron los Acuerdos de San Andrés que incluían derechos y autonomía constitucionales para los pueblos indígenas.

CONTROL MARCHA ZAPATISTA

PERIODISTA Dirigiendo la toma de San Cristóbal de las Casas está una mujer. Lleva un rifle colgado al hombro, usa pasamontañas, enaguas azules y un huipil con bordados rojos. La llaman Comandanta Ramona.

RAMONA Fue el mismo pueblo el que nos dijo ya, empecemos. No aguantamos más, nos estamos muriendo de hambre.

CONTROL MARCHA ZAPATISTA

NARRADOR En los días siguientes a la toma, durante las conversaciones entre el ejército zapatista y el gobierno federal, Ramona aparecía siempre a la derecha del mediador, el obispo Samuel Ruiz.

MUJER 1 A mí me cuesta seguirla cuando caminamos por la selva. Si necesita dar una orden a una escuadra de hombres, dice ¡Háganlo! Y los hombres lo hacen.

MUJER 2 La Comandanta Ramona es una mujer-mujer. Una mujer con mucha enagua.

NARRADOR Sentada en la mesa de negociaciones, sus pies no alcanzaban el suelo. Por su baja estatura una periodista la llamó llaverito.

CONTROL MARCHA ZAPATISTA

NARRADOR La Comandanta Ramona impulsó y defendió los derechos de las mujeres. El Subcomandante Marcos escribió:

MARCOS La primera revolución zapatista no ocurrió en enero del 94 sino en marzo del 93, cuando las mujeres zapatistas “impusieron” su Ley revolucionaria.

INDÍGENA Todas las mujeres, indígenas y no indígenas, somos personas que sabemos pensar, sabemos actuar y tenemos dignidad…por eso, como todos los seres humanos, tenemos derecho a ser tomadas en cuenta y a ser respetadas, porque no es cierto que no valemos nada o no servimos para nada, como muchas veces nos dicen. Derecho a defenderse cuando somos maltratadas, humilladas o hasta golpeadas, por los propios esposos, de los padres, de los hermanos, así como lo marca la Ley Revolucionaria de las Mujeres.

NARRADOR Durante años, la comandanta Ramona y la comandanta Esther habían recorrido Chiapas, comunidad por comunidad, para elaborar la Ley Revolucionaria de las Mujeres.

INDÍGENA También tenemos derecho de participar en las reuniones y asambleas de la comunidad y del municipio, de dar nuestra palabra y nuestra opinión, porque también nosotras somos integrantes de la comunidad y del pueblo. Tenemos derecho a ser nombradas autoridades sin que nadie se oponga. Derecho a una educación igual que los hombres, por eso a las niñas hay que darle su derecho, no sólo a los niños. Debemos tener derecho a decidir cuántos hijos tener y cuidar, porque nosotras somos las que más sufrimos para dar a luz, cuidar, alimentar. Por eso, se debe respetar nuestra decisión cuando ya no queremos más hijos. Todas las mujeres indígenas y campesinas debemos tener derecho a la madre tierra porque nosotras también sabemos cuidarla, respetarla, amarla y trabajarla. Por eso, debemos tener el derecho igual que los hombres.

CONTROL MARCHA ZAPATISTA

LOCUTORA Continuará(Segunda parte)

Segunda parte (Segunda parte) class=‘bibliografia’>BIBLIOGRAFÍA
Escuche Radio Insurgente, la voz del EZLN en

http://www.radioinsurgente.org/index.php?name=mujeres-y-genero

UNA MUJER CON MUCHA ENAGUA (1)